Consejos para una buena higiene íntima femenina

Hemos visto en entradas anteriores que el ciclo menstrual ( ver entrada aquí) es complejo y que implica muchos cambios cíclicos a lo largo de los 28 días que dura. El aparato sexual femenino es una prodigio del ritmo y del equilibrio que debemos aprender a respetar, también con una correcta higiene. Los órganos sexuales externos ( clítoris, labios mayores y menores) están muy vascularizados y tienen en su superficie miles de poros y glándulas productoras de grasa y sudor, imprescindibles y necesarios para mantener el pH de la piel. El canal vaginal, o vagina es la conexión entre útero y órganos sexuales externos. Esta recubierto por lo que denominamos moco vaginal que tiene funciones muy importantes: Limpia, hidrata, lubrica, protege y mantiene las condiciones necesarias para que se desarrolle la microflora vaginal. aparato reproductor femenino La microflora vaginal, es un conjunto de bacterias y levaduras con una composición específica para cada mujer, pues se ajusta a los niveles hormonales, al ciclo menstrual, prácticas sexuales, higiene. Cada mujer tiene su propia microflora vaginal, exclusiva. Mayoritariamente está constituida por lactobacilos, un tipo de bacterias generan ácido láctico. Este ácido disminuye el pH de la mucosa vaginal creando una barrera protectora frente a otras bacterias y levaduras. Por eso es tan importante respetar este pH vaginal ácido por medio del uso de productos específicos para su higiene. Un pH alterado favorece la aparición de molestias como picor, enrojecimiento, irritaciones o la aparición de infecciones vaginales. Enumeramos también una serie de recomendaciones para minimizar los problemas vulvo-vaginales: 1.- Es preferible el uso de ropa interior de algodón, o con cubierta de algodón en la zona de los genitales y no usar tanga todos los días, sinó en  ocasiones especiales. 2.- Evitar el uso de ropa muy ajustada que facilita irritaciones y hace sudar mucho más los genitales femeninos. 3.- Lavar los genitales con agua y productos específicos que permitan una limpieza profunda de de la zona íntima. 4.- Cambiar de ropa interior cuando esté húmeda. 5.- Cuando el olor de la vagina es fétido, fuerte y molesto, indica una alteración de su composición. Hay que visitar al ginecólogo 6.- Uso esporádico de los tampones y no de forma permanente, ya que impide la salida de flujo y bacterias. 7.- Es recomendable el uso de toallitas íntimas para la higiene vulvar tras orinar y mantener relaciones sexuales. Puedes leer más sobre las molestias vulvovaginales en la siguiente entrada aquí.  Espero que estas lineas te hayan resultado interesantes. Puedes dejar tus consultas anónimas en nuestra web: http://www.farmac.es/ las responderemos a la mayor brevedad o visitarnos en facebook: Facebook Farmacia Casanova Más info de la farmacia en http://goo.gl/VDXua Gracias por leernos! Vaginesil

Higiene íntima de Vaginesil con toallitas de regalo. Aprovecha la oferta promocional en www.farmac.es